Esta historia parece sacada de una película, pero desgraciadamente es verdadera, un niño de 7 años gravemente enfermo habría sido dejado solo en su casa junto con su hermano de 16 años, mientras que sus padres se encontraban en una boda a las afueras de la ciudad, el hecho sucedió en Minnesota, Estados unidos.

El fin de semana en la que murió el joven, los padres decidieron dejar a su hijo al cuidado de su hermano mayor de 16 años, el joven sufría de pancreatitis y sepsis aguda, a pesar de esto, los padres decidieron irse a una boda en las afueras de la ciudad. Tras la muerte del pequeño, los padres fueron acusados por negligencia, y deberán asistir a los tribunales por tan horrible acto.

El fiscal señaló que el domingo por la mañana, los padres fueron notificados del grave estado de salud en el que se encontraba su hijo, pero estos decidieron no regresar a casa, y tampoco estuvieron de acuerdo con llamar a una ambulancia, para que atendiera al niño.

Incluso, semanas antes de su muerte, la pareja explicó que el niño se comportaba de manera extraña, dormía poco, con frecuencia presentaba algunos temblores y tenia varias ampollas en las piernas, ademas tardaba aproximadamente dos horas en comer y se había caído por las escaleras en multitud de ocasiones.

Para cuando la pareja regresó de su viaje, no buscaron ningún tipo de ayuda medica para su hijo, debido a que según ellos, han tenidos varias problemas con los médicos, por lo que optaron por tratar sus heridas con pomada antibiotica Neosporin y miel medicinal, luego de esto, rezaron por su salud, al terminar lo enviaron a la cama a dormir.

Creencia o pura flojera ?

Es increíble como pueden existir padres tan irresponsables, no se sabe muy bien, si en verdad estos padres decidieron no enviar a su hijo al medico, porque en verdad pensaron que un simple rezo iba a mejorar su salud, o fue por pura flojera.

Fuente: rinconabstracto

Comments

comments